Artículos

Pellentesque habitant morbi tristique senectus et netus et malesuada

"Jefes expertos en amargar la existencia de sus Subordinados"

   


     Tener un compañero negativo en el trabajo es molesto, pero tener un mal jefe es insufrible. Si éste es su caso, continúe leyendo.

 


     No hay nada peor que ir a trabajar a un lugar donde el jefe tiene todos los números ganados de la mediocridad. Es acosador, intrusivo, controlador, difícil y mezquino. Además, siempre olvida sus reuniones y nunca le da una buena retroalimentación.



    Por ello es necesario comprender, inicialmente, que tal vez su jefe no sepa que es malo. Muchas veces la definición de “malodepende de los empleados, de la gestión de habilidades y de las circunstancias.



    Por otro lado, un jefe que parece ser demasiado controlador, sólo refleja inseguridad y falta de certidumbre en su trabajo. No se da cuenta de lo incompetente que puede parecer, para aquellos empleados y colaboradores que mantienen un control sobre sí mismos, son competentes y seguros.



    También es posible, que su jefe carezca del entrenamiento adecuado para dirigir un equipo o se encuentre tan abrumado con sus tareas personales y/o familiares, que no tenga tiempo para darle apoyo.



    O simplemente puede ser que su jefe no comparta sus valores. Las nuevas generaciones buscan empleos en los que puedan disfrutar de sus vacaciones y balancear su vida con el trabajo. Desafortunadamente, no todos los jefes tienen esta visión y su manera de trabajar puede parecer tirana y explotadora.



     La realidad ante esta situación es que su empresa no funciona bien. Si la persona que está al cargo no sabe cómo gestionar a su equipo, difícilmente podrá obtener buenos resultados.
Ante esta situación, resulta difícil cambiarla ya que la mayoría de los jefes en PYMES, suelen ser los mismos dueños, cosa que los hace prácticamente intocables.



     Por ello nuestra recomendación es la siguiente:



  1. No compita con él. Algunos de estos señores/ras son altamente peligrosos. Lo más sensato es facilitarles sus objetivos. El comportamiento de su jefe no tiene nada que ver con usted; él está librando su propia batalla, e interponerse en su camino sería toda una temeridad.

  2. No se frustre. No hay que perder el ánimo cuando sus esfuerzos pasan inadvertidos. Piense que es sólo una caminadora, no es la vía real. Cuando esté en otro empleo, estará en muy buena forma, su entrenamiento en esta caminadora dará sus frutos.

  3. Blíndese y confíe en sus cualidades. Esto es sólo una etapa en su vida profesional. Afróntelo como una fuente de entrenamiento en la que mejorará sus habilidades sociales, aumentará sus conocimientos, y su autoestima se verá reforzada en cada uno de los pequeños éxitos de esta difícil situación. Y recuerde: es un logro contemplar el comportamiento de otro sabiendo que responde a su historia, a sus miedos, a sus objetivos… No busque soluciones: no le corresponde a usted.

  4. Trate de determinar por qué su jefe es tan malo. Quizás encuentre muchas razones, pero no caiga en la trampa de encontrar a su jefe malo porque él/ella le pide que haga su trabajo al nivel que él lo espera. Los insumos reales para determinar a un jefe malo dependerá de cómo éste ha cambiado su vida (y la de los demás). Por ejemplo, el lugar de trabajo es insoportable, intrigante, imprudente y tenso, producto de que su jefe:



  • No apoya al personal y además se roba la gloria del trabajo de otros.

  • Es engañoso y no valora el trabajo de sus colaboradores.

  • Pone en peligro el trabajo, ya que es desordenado y deja todo para último momento.

  • Culpa al personal cuando las cosas salen más, nunca acepta una sola responsabilidad o error.

  • No le importa para nada su vida personal y nunca lo apoya si tiene algún problema.

  • Centraliza todas las decisiones atando de manos su gestión.


   


    Por último, si a pesar de su autocontrol, apoyo y trabajo nada ha cambiado, su última y más eficiente opción será, la de buscar otro trabajo, recuerde que su tranquilidad y paz interior se convertirá en el eje principal de su calidad de vida, no deje que un jefe incompetente y mediocre afecte su tan preciada existencia.




Msc. Jesús Soto
Consultor Director
e-mail: jesussoto@zomoz360.com
twitter: @360mars – @jvsotom
Web: www.zomoz360.com


 

Jesús Soto

Consultor Director de MARS 360° CONSULTORES, C.A. Director del Eje de Capital Humano. Capacitador y Consultor Especialista en las áreas de Capital Humano, Liderazgo y Gerencia. Miembro Honorario de la Revista "360° de Visión Empresarial".

Sobre Nosotros

MARS 360º CONSULTORES es una empresa de consultoría estratégica gerencial y ejecución de proyectos. Nacimos con el propósito de estimular, inspirar y promover iniciativas en su negocio que lo eleven a un nivel superior de desempeño.

Integramos una solución completa, liberándolo de tener que atender múltiples proveedores, pero permitiéndole seguir cada latido de su proyecto en cualquier momento y lugar.

Address

Twitter, Inc.
795 Folsom Ave, Suite 600
San Francisco, CA 94107
P: (123) 456-7890

Newsletter